Economía Economía para todos

Cómo elegir la mejor hipoteca

CONSEJOS PARA ELEGIR UNA HIPOTECA O UN PRÉSTAMO

A la hora de empezar un negocio o expandirlo, o bien porque queremos comprar una casa o un coche, nos vemos en la necesidad de pedir un préstamo o una hipoteca. Éste, al final, no es más que adelantar dinero futuro para utilizarlo en el presente. Por eso es importante pensarlo bien y trabajar una buena planificación financiera para depender solamente de nosotros y lo menos posible del banco.

 

RESUMEN

  1. Garantía e interés de un préstamo

En gran medida se determinan por nuestra situación personal, el tipo y la duración. La cuota puede considerarse casi como el daño colateral de la suma de lo anteriormente mencionado. Es importante señalar que el concepto de tipo de interés es el precio del dinero, así como la compensación que tiene aquel que lo cede por no poder usarlo (coste de oportunidad). Está ligado a los ciclos económicos y a las referencias de las Autoridades Económicas.
_

  1. Equilibrio entre cuota y duración

Hay comisiones que pueden encarecer un préstamo y que no están recogidas en la TAE. Lo importante es que la cuota no nos obligue a apretarnos el cinturón en exceso a final de mes y a la vez podamos ganarle tiempo para tratar de acortar los préstamos.
_

  1. Las deudas no deberían superar el 30% de los Ingresos

Si por el contrario, lo que contratamos es una hipoteca, la proporción puede llegar como máximo al 40% sumando todos los préstamos, de manera legal.
_

  1. Composición de una hipoteca

Depende de si queremos un piso propiedad del banco* o no. Tiempo máximo 40*/30 años; valor sobre el inmueble 100%*/80% (el 20% restante, la entrada, debe salir de nuestro bolsillo). Y un 11% adicional en gastos de notaría y otros ajenos al propio inmueble.
Es decir, comprar una casa nos sale por lo que nos cuesta (ejemplo: 100.000 euros) + 11% (11.000 euros). No contamos el seguro, los muebles, etc. 
 Ho_

  1. Tipos de hipoteca ¿por qué huir de la referenciada a divisas?

En primer lugar, las divisas las ‘carga el diablo’. O se tiene mucho conocimiento, seguimiento diario y audacia o lo mejor es no poner en riesgo nuestra futura casa. Lo más común es encontrar la hipoteca referenciada al EURÍBOR (+ un diferencial).  Se compensan como dos vasos comunicantes en función del Euríbor (el tipo de interés al que los bancos se prestan dinero).
No siempre lo más interesante es entrar con el Euríbor bajo, pues da una sensación falsa de que el mercado está barato y a la larga, el tipo de interés suele a tener de media un 4,5%.

Ver entrada anterior: La TAE 2/3 —Consigue que el banco te pague

Juan Pedro de Frutos
Periodista digital en Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *